Conoce a Amalí y sigue nuestra aventura

martes, 29 de marzo de 2011

169.- ¡Maldito color "carne"!

Si hay algo que me pone muy nerviosa es ese afán adulto por denominar el color rosa palo como "color carne", y cuando lo escucho en un niño no puedo dejar de ponerle el rosa palo en su bracito y preguntarle, ¿de este color es tu brazo? prueba en el resto de tus compañeros... La respuesta sencilla, ninguno de los niños tiene la piel de ese color.
¿Por qué algunos maestros se ponen tan nerviosos si ven pintar la cara de un niño de color verde? ¿acaso es que si la pintan de color "rosa palo" están en lo cierto? Son pequeños detalles que entorpecen la integración en las escuelas. ¿Si un niño no tiene la piel de ese color es que no tiene carne? de veras que es ridículo...

En mi clase me ha costado mucho erradicar el uso de ese término y para explicárselo y que lo entiendan les pongo este pequeño vídeo.



Igual os parece mi reacción desmesurada, pero es que no puedo con ese término. Ya no es sólo una cuestión de interculturalidad, sino de integración y de aceptación de ser cada uno como somos. Así que en mi clase cada niño se pinta la piel como él cree que es: marrón clara, rosa, negra, naranja, marrón más oscura... o verde o azul, ¡qué más da! Si aprendemos a escucharles en vez de recriminarles por no usar el rosa palo, igual descubrimos que se han dibujado disfrazados de marcianos, que están colorados porque acaban de hacer una carrera, amarillos porque se siente enfermos o verdes porque están mareados... El caso es no coartar su creatividad, ni mucho menos intentar homogeneizar el color de nuestra piel, ¡con lo bonita que es la diversidad de colores!

2 comentarios:

Patticha dijo...

Bravooooo!!!!!

Laura Prieto dijo...

¡Totalmente de acuerdo!Me declaro fan tuya desde ya!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...